La crisis. ¿Una bendición?

No pretendamos que las cosas cambien, si siempre hacemos lo mismo. La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque la crisis trae progresos.

La CREATIVIDAD nace de la angustia como el día nace de la noche oscura. Es en la CRISIS que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la CRISIS se supera a sí mismo sin quedar superado. Quien atribuye a la CRISIS sus fracasos y penurias, violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones.

La verdadera crisis, es la crisis de la incompetencia.

El inconveniente de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y soluciones. Sin CRISIS no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin CRISIS no hay méritos. Es en la CRISIS donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin CRISIS todo viento es caricia.

Hablar de CRISIS es promoverla, y callar en la CRISIS es exaltar el conformismo.

En vez de esto, trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única CRISIS amenazadora, que es la tragedia de no querer luchar por superarla.

Albert Einstein (1879 – 1955)

Es alucinante descubrir estos pensamientos sobre la CRISIS escritos hace tanto tiempo, parece que han sido plasmados pensando en la situación actual de nuestro País o, quizás mejor de nuestro mundo.

Creo que entre tanto miedo y desesperación debemos modificar nuestra mente y abordar la CRISIS como un reto y no con el sentimiento de impotencia que se muestra en la sociedad.

Solo cambiando la forma de hacer las cosas, solo con optimismo y fuerza podremos, entre todos, salir de ella y construir una economía más sostenible y honesta.

Quizás si en los medios de comunicación no se empeñaran en mostrar solo lo negativo de esta CRISIS, remarcando en todo momento la angustia e inculcando el MIEDO; quizás las personas podrían afrontar mejor el reto.

Dicen que el pensamiento es muy poderoso, y el colectivo más, si es así solo recordando lo malo no saldremos nunca.

Pensemos en un equipo preparándose para una competición, imaginemos al equipo recibiendo mensajes negativos remarcando sus debilidades, las inclemencias del tiempo… Y, al equipo contrario centrado en buscar estratégias, reforzando su confianza y optimismo. ¿ Cuál ganará el campeonato?

Seguro que Nadal o Guardiola, por citar ejemplos, lo tendrían muy claro. No sería ninguna tontería que nos contarán como enfrentarse a los retos con espíritu ganador, como alimentar la confianza…

Los líderes que tenemos, quizás los que nos merecemos, no son buenos en esto. Por ello, busquemos nuestra propia estratégia, no escuchemos la derrota y centrémonos en la lucha.

El pesimismo es el aliado de la CRISIS, el optimismo su enemigo.

Tal como escribió Sun Tzu:

“El desorden nace del orden, la cobardía del valor, la debilidad de la fortaleza.”

You may also like

5 comentarios

  1. Este post me llega mucho Ana

    Hemos escuchado ya montones de veces esto de CRISIS IGUAL A OPORTUNIDAD y muchos se que piensan; – ” ¡¡ el rollo de siempre!!! , ¿y cuál es la oportunidad en que yo pierda mi dinero?”
    Y sabes que opino? Qué tienen razón !! Visto así, nada de oportunidad, en realidad es una faena.

    Claro que también otro puede pensar que aún no hemos captado el mensaje, que CRISIS ES IGUAL A LE TENGO QUE DAR VUELTAS A LA CABEZA para revisar lo que hago bien y lo que puedo mejora, crisis es igual a un esfuerzo para encontrar una solución porque ya no me sirve lo que hasta ahora me servía. Las crisis son siempre una puesta en evidencia de lo que tengo que mejorar, son una oportunidad para darme cuenta de esto.
    Que me gusta estar viviendo una crisis, pues no, que era más cómodo seguir en la “sopa boba” pues sí, que esto me reta y me obliga a sacar lo mejor de mí mismo, pues eso depende con la actitud con la que lo tome, si mi esfuerzo mental se concentra en seguir pensando una y otra vez en que esto es una faena, lo bonito que era y lo malo que es ahora, la crisis para mí no es una oportunidad. Si a cambio, como propone Ana, acepto la situación, me supero a mí mismo, miro hacia las oportunidades, tengo aptitud y me esfuerzo en positivo aseguro que como muy poco aumentaran mis posibilidades.
    La crisis es una gran oportunidad si me la tomo como tal y eso dependerá de cada uno de nosotros.

    Por último decir que sólo nos daremos cuenta de la oportunidad que ha sido esta crisis cuando tengamos con el tiempo mayor perspectiva, ahora como no estoy en esa posición aún lo que puedo ir haciendo es tomar la actitud adecuada para que así sea y lo antes posible.

    Gracias

    1. Estoy totalmente de acuerdo contigo Manu, aunque este post sea optimista, a mi también me JODE mucho la crisis, seguro que menos que a muchos y más que a otros. Esto es así siempre.
      Lo que intento es hacer una reflexión y empujar hacia la ACCIÓN.
      Si nos quedamos en casa llorando por las esquinas esto seguirá igual, solo con una actitud de lucha y positiva iremos hacia el CAMBIO.
      No podemos quedarnos con miedo esperando que venga el presidente maravilloso que con su varita mágica haga el milagro, esto no sucederá. No podemos dejar en manos de los dirigentes nuestro futuro, ni están cualificados ni saben hacerlo.
      Es el momento de demostrar que la acción de cada uno, en su pequeña parcela, generará una salida.
      Me viene a la memoria el cuento de la zanahoria, el huevo y el café. La zanahoria se ablanda ante el agua hirviendo, el huevo se endurece y saca lo mejor y, el café es capaz de trasformar el medio.
      Así que intentemos ser café y cambiar la situación, o por lo menos ser huevo, no zanahoria como pretenden los medios de comunicación con sus mensajes.
      Pongámonos el traje del guerrero y salgamos a luchar, actuemos y tengamos espíritu vencedor. Sintamos la CRISIS como un reto y vayamos a por ella.
      Seguro que como dices, con la perspectiva del tiempo veamos las cosas diferentes.
      Elige, ser DESERTOR o GUERRERO de tu DESTINO!

  2. Eso es !!! Tú, yo como otra mucha gente sabemos que este es el camino, seguramente por propia experiencia, sin embargo para otras personas esto que hablamos será demagogia.

    ¿Qué nos impide ser guerrer@s?

    Para mi un factor determinante es la emoción, si me siento hundido es la misma emoción la que me impide ver salidas, si no veo salidas estoy hundido, me baja la autoestima, incluso me siento cansado, si veo alguna remota posibilidad de solución no me siento capaz, como no soy capaz de hacer casi nada no encuentro salidas. La zanahoria de tu metáfora.

    ¿Cómo puedo salir de este círculo vicioso?

    Para mí se trata de:
    Ser consciente de lo que me está pasando. RECONOCERME en la emoción.
    Darme cuenta de que desde esa emoción no es posible ver en positivo.
    Confiar en que AUNQUE YO NO VEA LA OPORTUNIDAD, LA HAY.
    Dedicar más tiempo a pensar en soluciones evitando, en la medida de lo posible, los pensamientos repetitivos negativos.
    Etc… etc.. etc…

    Poco a poco, si mantenemos este esfuerzo, las neuronas se ponen a trabajar en eso, en la oportunidad, en nuestro beneficio, y si empleamos nuestra capacidad en positivo abrimos posibilidades, nos encontramos mejor, nos sentimos capaces, cogemos la valentía para ser guerreros y lo logramos.

    El que piense que es demagogia que lo pruebe.

    También creo que hay otros factores que nos pueden impedir ser guerreros, pero esto lo dejamos para otro día.

  3. La verdad es que estoy totalmente de acuerdo con todo lo que comentáis. Es muy difícil por no decir casi imposible crecer desde zonas de confort.
    Por ello estas épocas son ideales para crecer y reinventarse!

    “todo sufrimiento, genera crecimiento”. Elisabeth Klubbe Ross

    Un saludo y gracias por post y comentarios enriquecedores ambos;)))

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*